4 cosas que su papá no sabía sobre su tarjeta y usted sí debería

Enviado por Equipo Comparabien el Mar, 09/04/2019 - 09:33
Las tarjetas de crédito pueden meternos en problemas si no les damos un buen uso. Pero teniendo la información correcta, podemos sacarles mucho provecho.

Las tarjetas de crédito son instrumentos que han estado entre nosotros por ya muchas décadas y generaciones, y aunque conforme pasan los años aparecen nuevos beneficios y políticas, hay ciertos puntos que se mantienen vigentes y que nos ayudan a llevar un mejor manejo de esta herramienta.

Y es que, si aplica ciertas prácticas buenas al manejar su plástico, le sacará un 200% de provecho, disfrutando de los beneficios del financiamiento. Entonces, ¿qué cosas no sabía su papá sobre una tarjeta de crédito y usted definitivamente sí debería?

1. El pago en cuotas no conviene para compras pequeñas
Las cuotas están pensadas para compras que no puede afrontar en un solo pago. Esto significa, compras con montos significativos que, al pagar en una sola cuota, terminarían desbalanceando su presupuesto mensual.

2. Pagar el mínimo es una estrategia que no tiene buen final
Una cosa es dividir en cuota, pero otra es que mensualmente realices el pago mínimo de la cuota. Para algunos esta es una estrategia para salir del paso y evitar pagar mora, pero en realidad, solo termina por hacerle pagar un mundo de intereses y que no salga nunca de la deuda.

3. Los beneficios tienen un tiempo de duración
Muchas veces adquiere un plástico con la idea de aprovechar los beneficios a los que accede, sin embargo, es necesario que antes de utilizarlos, verifique si estos siguen vigentes. Año tras año, los convenios y beneficios pueden cambiar, incluso hay algunos que aparecen solo por campañas pequeñas, por lo que, en cualquiera de los casos, es recomendable revisar las comunicaciones del banco o informarse en la web.

4. Si acumula puntos con tiempo de vencimiento, es menos ventajoso
Acumular millas o puntos de un programa de recompensa no será ventajoso si estos tienen una duración corta. Es decir, se vencerán antes de que pueda acumular una cantidad considerable para acceder a lo que busca. Antes de elegir una tarjeta, considere este punto como un diferenciador, ya que lo ideal es que realmente pueda aprovechar lo “extra” que le da su plástico.

El mercado se renueva cada cierto tiempo, así que, tenga o no tenga una tarjeta, le conviene comparar las alternativas para ver si la opción que hace match con su perfil y le ofrece los beneficios que busca, está disponible para usted. ¿Cómo hacerlo? En Comparabien.com.co.

Johanna Bernuy | Periodista y blogger

¿Te gustó este contenido?

Suscríbete a nuestro newsletter para que puedas recibir consejos financieros todos los meses.

Comentarios