Blog de Consejos - Mi Seguridad

Aquí podrás obtener ayuda financiera para que puedas cumplir tus obligaciones financieras del día a día y también para que puedas ahorrar o prevenir lo que venga en el futuro

Puede parecer un poco loco hablar de las personas que tienen éxito a partir de quienes compran un seguro obligatorio para su auto, pero lo cierto es que es posible sacar conclusiones por su comportamiento.

Si maneja un auto, entonces ya tiene claro que una de las cosas por las que debe preocuparse todos los años es la renovación de su SOAT.

El SOAT es obligatorio para todos los conductores que circulen en el territorio nacional, pero eso no ha ocasionado que el 100% de vehículos estén asegurados. Aunque no lo crea, todavía hay mucho por recorrer cuando se trata de las aseguradoras y sus ventajas.

Con todos los cambios que ha atravesado el SOAT en los últimos años, muchos se preguntan cuál es la forma correcta de llevarlo, si la versión tradicional ya pasó a la historia y si el electrónico será suficiente para evitar una multa.

Al iniciarse el nuevo año, entraron en vigor las nuevas tarifas para el SOAT. De acuerdo con la ley, se utilizarán las mismas tarifas de 2018, expresadas en salarios mínimos vigentes, lo que significa que, así como estos subieron un 6%, el SOAT también.

Ya es conocido por la mayoría que, a partir del primero de enero del 2019, en Colombia el SOAT pasará a ser electrónico. Esto quiere decir que ya no será necesario portar una pegatina en el auto ni tener todos los papeles con usted en caso de alguna inspección o que sufra algún tipo de accidente y necesite recurrir a él.

En Colombia, la obligatoriedad del SOAT ha quedado de lado. Según las últimas cifras, la evasión llega aproximadamente al 42%. Es decir, de cada 10 vehículos que circulan en el país, 4 no poseen este seguro. Uno de los cambios con los que se espera tomar un mayor control y facilitar a las personas el portar el SOAT tiene que ver con volverlo electrónico.

Por más que las ganas de trasladarse a bordo de su propio automóvil sean irresistibles, es necesario ser paciente cuando se trata de realizar una compra tan importante.

El SOAT busca garantizar que todas las víctimas de los accidentes de tránsito reciban una atención inmediata, traslado e indemnización correspondiente, en caso de necesitarla. Como su nombre lo dice, este seguro es obligatorio para conducir en el territorio nacional, pero año tras año se comprueba que gran parte del parque automotor en Colombia transita sin contar con este seguro.

Con el pasar de los años, el SOAT y los colombianos han desarrollado una relación un poco complicada. A pesar de la protección que brinda este seguro a las víctimas de cualquier accidente de tránsito y de su carácter obligatorio, no todos los conductores cuentan con él y muchos no saben cómo usarlo.