¿Problemas ahorrando? 4 estrategias para juntar la cuota inicial de su casa propia

Enviado el Lun, 15/05/2017 - 17:29
Si el principal impedimento para volverse propietario es que no cuenta con el 30% requerido de cuota inicial, pruebe con estas estrategias y cumpla el sueño de la casa propia.
crédito hipotecario

En el país, para solicitar un crédito de vivienda debe tener como mínimo el 30% del valor del inmueble a modo de cuota inicial. Para los malos ahorradores, esto suena a algo imposible. Sin embargo, no tiene por qué ser así. Preste atención a las siguientes estrategias y empiece a reunir el dinero para su vivienda propia.

1. Destine al menos el 50% de los ingresos extra para este fin.
Las primas, bonos o cualquier tipo de ingresos extra que lleguen a su cartera de manera inesperada, deberían ser destinados, al menos en un 50%, al ahorro de la cuota inicial. Recuerde que si su meta principal es comprar una casa, entonces se convertirá en una prioridad, incluso antes que comprar ropa o renovar algunos electrodomésticos.

2. Tenga una cuenta de ahorros que le pague intereses altos.
No guarde el dinero en casa, ya que será mucho más fácil gastarlo. Es cierto que en Colombia las cuentas de los bancos no le pagan intereses muy elevados, pero definitivamente la ganancia es mayor a que si tuviera el dinero debajo del colchón. Además, esto le permitirá depositar mes a mes lo que va a ahorrando. Antes de abrir la cuenta, compare las entidades financieras para que vea cuál le ofrece la tasa más alta.

3. Cuando logre juntar una cantidad considerable, abra un CDT.
Una vez que tenga un monto considerable, abra un CDT. El CDT le paga más intereses, por lo que tendrá una mayor ganancia. Sin embargo, debe hacer los cálculos para que las comisiones que le cobren no terminen por acabar con su dinero. Cada institución tiene sus tasas de interés y reglas, por lo que antes de solicitar alguno, primero debe comparar las opciones. Puede utilizar herramientas web como el comparador de CDT de Comparabien.com.co. Ahora, si está buscando alternativas que le paguen más, puede revisar otros instrumentos de inversión.

Para informarse más del CDT, no deje de leer: Lo que debe saber para que su CDT no se convierta en una pesadilla.

4. Busque formas de obtener nuevos ingresos.
No es necesario un segundo trabajo o algo parecido, pero sí puede organizar ventas de garaje dos veces al año, o armar una venta de postres, etc. Si incluye algunas de estas actividades en su calendario anual, verá cómo el ahorro se hace más fluido.

Johanna Bernuy | Periodista y blogger

¿Te gustó este contenido?

Suscríbete a nuestro newsletter para que puedas recibir consejos financieros todos los meses.