¿Vas a comprar un auto? ¡Deja de mirar el precio de las cuotas!

Enviado por Equipo Comparabien el Dom, 15/07/2018 - 10:54
Si estás en la búsqueda del mejor trato para adquirir un auto, uno de los peores errores es enfocarse solo en el precio de las cuotas.

A pesar del tráfico, del estado de las pistas y de la cantidad de autos que ya circulan por Colombia, comprar un vehículo sigue siendo una de las adquisiciones principales para los colombianos, después de la vivienda. La compra de un auto está asociada con comodidad y también con mayor libertad, pero por supuesto, para lograrlo se necesitará una inversión generosa de dinero y la disposición para encontrar el mejor trato.

Se sabe que los precios de los autos variarán dependiendo de los modelos, las marcas, su estado –si son nuevos o usados- y los accesorios que busque, pero algo que también afectará tu compra es el crédito que solicites, si es que estás planeando adquirirlo a través de un financiamiento. En este sentido, hay un error que muchos cometen al buscar la mejor opción: enfocarse en el pago mensual.

>>>Cónoce cuál es el crédito vehicular que te conviene aquí<<<

¿De qué se trata? Si ves una oferta en la cual le ofrecen llevarse a casa un auto pagando solo 300 mil pesos mensuales, es comprensible que te llame la atención y quieras saber más; pero lo que podrás comprobar es que, si bien esa es la cuota mensual, implica un trato de 72 meses, en el que no se están incluyendo las comisiones por los seguros y otros aspectos. Es decir, pagarás una cuota relativamente baja por un periodo bastante largo de tiempo, a lo que además deberás agregarle costos adicionales.

Este tipo de tratos buscan llamar su atención haciendo que se enfoque en la cantidad que deberás pagar mensualmente, pero no en el precio total del crédito o del auto. Pero entonces, ¿cómo deberías de actuar al buscar el mejor trato para comprar un auto? Tu enfoque principal debería ser el valor total del vehículo, ya que de esa manera podrás buscar a través de qué entidad bancaria el crédito será más conveniente, no sólo en cuanto a tasa de interés, sino a flexibilidad en el plazo y beneficios como cuota comodín, seguro vehicular, entre otros.

Las alternativas de financiamiento son muchas, pero cada una tiene diferentes ventajas. Lo mejor que puede hacer es tomar un tiempo para
comparar las opciones y elegir tomando en cuenta tu perfil.

Johanna Bernuy | Periodista y blogger

¿Te gustó este contenido?

Suscríbete a nuestro newsletter para que puedas recibir consejos financieros todos los meses.