Claves para proteger el ahorro en diciembre

Enviado por Equipo Comparabien el Mié, 18/12/2019 - 09:41

El ahorro tiende a ser un tema que pasa al olvido en diciembre debido a los diferentes gastos que hacemos, el ambiente de celebración y el sentimiento de acabar el año por lo alto. El último mes del año es clave con respecto a las finanzas por dos razones: aumentan los gastos y se reciben ingresos extra como la prima o algunos bonos.

Según los expertos, diciembre es considerado uno de los meses del año en los que más se gasta. Por esta razón, manejar con inteligencia las finanzas es clave para proteger el ahorro que hayamos logrado en el año, iniciar el año sin dificultades económicas y no sobrepasar nuestra capacidad financiera.

MesfixBlog te trae algunas claves para que protejas tus ahorros e inicies el siguiente año con el pie derecho.

No gastes más de lo que ganas
Este consejo ya es conocido en cualquier mes del año; sin embargo, la tendencia en diciembre es gastar mucho más de lo que ganamos porque nuevos gastos llegan. Sin perder de vista los planes de navidad y año nuevo, dale prioridad al pago de las obligaciones y evalúa qué está dentro de tu presupuesto: equilibra tus deseos de compra con tu presupuesto.

De hecho, una buena práctica es gastar menos de lo que hayas presupuestado. Esto con el fin de anticiparte a los gastos de enero y no dejar de ahorrar o invertir el dinero en cosas que no te traerán rentabilidad.

Haz un presupuesto decembrino
Como ya hemos dicho diciembre es un mes con características financieras diferentes. Por esto, hacer un plan financiero para esta época te ayudará a controlar los gastos y a aterrizar a la realidad la disponibilidad de dinero que tienes.

Lo ideal sería incluir en este presupuesto el valor de las obligaciones que debes pagar, el dinero que destinarás para el ahorro o para invertir, cuánto necesitarás en promedio para las fechas especiales y una lista con el valor de cada regalo que quieres dar.

Escoge bien tus gastos
En diciembre no solo hay un espíritu navideño latente, también crece el espíritu comercial. Los almacenes realizan varias promociones y publicidad para incentivar las compras y puede crear necesidades que no son reales y que son excesivas.

Entonces la consciencia sobre lo que realmente necesitamos y en lo que podemos gastar con relación a nuestros ingresos es muy importante. Pero, ¿cómo evaluar los gastos? Para hacerlo puedes comparar los precios de los regalos que deseas dar antes de hacer las compras, aprovechar las promociones de fin de año y salir a hacer las compras con una lista, de tal forma que no compres nada que no hayas incluído en esta.

Además, reduce los gastos hormiga y las compras sin utilidad clara, puedes también hacer una lista de las cosas que podrías omitir en esta época. Y recuerda no dejarte llevar por la emoción de las fiestas, pues la voluntad de ahorro será la que cuidará tus finanzas.

Haz un reporte de gastos
Por la cantidad de gastos que se hacen en época navideña, es una buena idea llevar el control de estos. Para hacerlo puedes listar cada compra, pago y ahorro que vas haciendo y de esta forma saber en qué has gastado, de cuánto dispones o si debes reducir algún gasto.

No descuides tus deudas
Seguir pagando tus obligaciones y deudas contribuirá a que inicies el año sin preocupaciones. No descuides ningún pago pendiente, pues los intereses pueden aumentar y además, ten en cuenta que por la cantidad de gastos de diciembre, enero tiende a ser un mes financieramente difícil.

Compra ya o después, pero no en diciembre
Es preferible hacer las compras decembrinas antes o después de la época. Noviembre y enero son excelentes momentos para hacerlo, pues encontrarás grandes descuentos y además, el espíritu comercial de los almacenes no estará presionándote para que gastes.

Haz un plan de ahorro rápido
Como ya mencionamos, el ahorro en diciembre tiende a dejarse de lado. Pero no perder el hábito te ayudará a estabilizar tus finanzas y a que el inicio del siguiente año no sea un dolor de cabeza. Puedes ahorrar menos de lo que ahorras el resto del año pero sin dejarlo de hacer.

Recuerda que el ahorro y evitar gastos que no son necesarios no quiere decir que dejes de disfrutar de la época navideña. Puedes hacerlo comprando con inteligencia y teniendo en cuenta que gastar más no significa disfrutar más, a veces con poco se puede hacer mucho.

Artículo publicado por Mesfix.

¿Te gustó este contenido?

Suscríbete a nuestro newsletter para que puedas recibir consejos financieros todos los meses.

Comentarios